Diversidad Cultural

Virgen de Lo Vásquez

De todas las fiestas y peregrinaciones religiosas de cada 8 de diciembre el día de la Inmaculada Concepción la atención se concentra en una: la peregrinación hacia el santuario de Lo Vásquez.

Según la Iglesia Católica chilena es, actualmente, la celebración religiosa más masiva del país, pues convocan a casi un millón de personas durante una semana. Esto, por sobre fiestas marianas como La Tirana, donde llegan unas 300 mil personas, o Andacollo, que congrega unas 150 mil.

En el año de 1849 en los valles de Los Vásquez (entre Santiago y Valparaíso, cerca de Casablanca), don José Ulloa colocó en una posada una pequeña imagen de la Santísima Virgen. Con el tiempo las manifestaciones de aprecio a la Santísima Virgen fueron aumentando, por lo que mandó construir una ermita.

En el año 1850 el devoto Fray José Manuel Troncoso trasladó la imagen a un galpón a unos 100 metros al norte por el camino a Valparaíso y que quedaba ubicado frente a lo que hoy es el Templo de la Virgen.

El 16 de agosto de 1906, el violento terremoto que azotó Valparaíso, derribó la tercera capilla del santuario de Lo Vásquez. Cuentan las crónicas que, después del sismo, la gente al pasar por el lugar, llenos de asombro se conmovían al ver que, a pesar de que todo el resto de la capilla estaba destruida, el muro del altar con la imagen de la Virgen había quedado en pie. El 8 de diciembre de 1908 el párroco de Casablanca, don José Miguel Galaz, bendijo y colocó la primera piedra, ya no de una capilla sino de un verdadero templo para la Purísima Virgen. Con entusiasmo renovado y con el esfuerzo de muchos vecinos se comenzó nuevamente la reconstrucción de la iglesia. En 1913, con alegría desbordante, por fin se inaugura el templo, el día 8 de diciembre.

Print Friendly Version of this pagePrint Get a PDF version of this webpagePDF

Gente y Cultura

Comida y Tradiciones